Reportaxe sobre “Experiencias del Destino” no diario La Voz de Galicia

Reportaxe sobre “Experiencias del Destino” publicada hoxe (28/10/2018) no diario La Voz de Galicia

El sector de las actividades es el nuevo filón del nuevo turismo, más exigente: el de un viajero muy informado, con deseo de consumo inmediato y más opciones quie nunca al alcance de su mano. Lo local gana enteros, la tendencia es poner en valor el producto de kilómetro cero.

MARÍA VIÑAS 

El antojo de más, de lo inmaterial y de lo singular; de lo que no se repite, de lo exclusivo; las ganas de sentir, sobre todo, en piel propia y con los cinco sentidos: de experimentar, verbo que por cimentar da nombre a este proyecto germinal que está a puntito de ver la luz. Experiencias del Destino, natural de Lugo, no despacha más que esto, que es mucho y muy anhelado: vivencias, la posibilidad de acceder a momentos únicos, aprender con ellos, advertir y conocer como nunca antes se había ni conocido, ni advertido. Echará a andar en el empalme de este mes y el siguiente, calculan sus progenitores, un brazo de Animatium fogueado en el sector turístico. ¿Y qué es Animatium? Un potente grupo con base en Galicia que aglutina empresas de animación y servicios integrales de eventos de toda España, todo un referente en su sector.

Descienden de él María Crespo (24 años, Lalín), Guido Álvarez (33 años, Lugo), Ana Sánchez (41 años, Lugo) y Berta Ramos (45 años, A Coruña), ahora equipo hijo con expectativas altas, plataforma tecnológica de venta on line de experiencias. Cuentan que lo que harán será comercializar actividades turísticas, recreativas, de ocio, deportivas y gastronómicas; eventos, espectáculos y citas relacionadas con el arte y con la cultura, con una filosofía de negocio «glocal»: «Piensa en global, actúa en local», explican. Porque su intención, detallan, es «poner en valor el producto de kilómetro cero o proximidad, el entorno, dinamizar la economía local», lo cercano. «Y también ofrecer una alternativa sostenible que evite la turismofobia y la sobrexplotación turística poniendo en valor otros destinos», aportan.

Debutarán con cinco ambiciosos proyectos para 14 geodestinos gallegos, más 60 experiencias básicas en cada provincia, divididas en categorías como rutas, recuerdos, aventuras, diversión, espectáculos o degustaciones, un plan de partida confeccionado con esmero y que cuenta con el soporte de la Consellería de Medio Rural; el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente; y la FEADER, el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural. «Europa invierte en zonas rurales», aseguran, complacidos, y Experiencias del Destino es un proyecto de «todos y de todas» que pone en valor tanto el trabajo de los productores locales como el de las administraciones públicas, pero también el de los emprendedores que quieran ser delegados en su zona. En esto gastan toda su energía actual: en encontrar representantes en todas y cada una de las 52 provincias del país al tiempo que rastrean el territorio en busca de inversores que refuercen su plan de expansión.

«Pretendemos que todo aquello que nuestros clientes deseen se lleve a cabo siempre superando sus expectativas -se sinceran, entusiasmados-. Ese es nuestro sueño y es lo que realmente nos motiva de cara a un cliente, pero de cara a la sociedad en general, nos gustaría que gracias a nuestra labor localidades pequeñas abandonadas que no tienen vida, lugares que tenían recursos sin estructurar o economías locales paupérrimas viesen revertir esa situación gracias al turismo, una buena planificación y nuestra plataforma».

Saben que los tiempos han cambiado, que los planteamientos son distintos, que ya ni se vive ni se viaja igual, que el cliente es otro. Pero se aferran a lo emocionante del giro. «Las nuevas tecnologías han aportado una nueva visión y una forma diferente de entender el turismo y el tiempo libre. Y hay que entender a estos nuevos usuarios: personas más informadas, más ansiosas por conocer nuevas vivencias, que cuentan con más oferta que nunca para elegir y con un deseo de consumo inmediato». «Las posibilidades en el sector son amplias -deducen-, pero consideramos que pasan por la cooperación, la especialización y la profesionalización».

Sus «experiencias» van de los 5 a los 100 euros por persona, y a su oferta de partida se incorporarán planes concretos, con fecha de caducidad, que se podrán disfrutar en lugares determinados. «El sector de las actividades es el nuevo filón del turismo -advierten-. En el año 2017, los turistas se gastaron 3.750 millones de euros en ellas. Galicia, por supuesto, no es ajena a esta tendencia y cada vez se ven más ofertas de carácter experimental, que van más allá de la propia prestación de un servicio turístico».

Todos estudiamos, trabajamos y, en definitiva, nos esforzamos cada día única y exclusivamente por tener una calidad de vida mejor o por conseguir momentos de ocio más enriquecedores. Ahí es donde ellos quieren convertirse en herramienta útil. «Vayas donde vayas, independientemente del presupuesto que tengas, siempre habrá algo en ese destino para que tus momentos sean únicos».

J26O8004

Advertisements